“Predators”: las presas no pueden esperar…

Uncategorized

imagen tomada de capitancinema.com

Nimród Antal hace algo fabuloso en una película de acción, refresca la pantalla, no se excede ni da nada por sentado, y consigue algo que visualmente te remonta a los años ochenta, sin caer en clichés o en resultados fáciles. “Predators” es regresar al universo original de esta criatura cazadora por naturaleza y dotarlo de un carácter que había perdido, no sólo por esas torpes adaptaciones en las que se peleaba con el alien de dos bocas, sino porque el depredador es una máquina, no se comprenden sus acciones y no tiene ninguna motivación clara, salvo cazar.

Es el enemigo perfecto para una historia que impacte.

Nimród Antal hace dos cosas impresionantes en su inclusión en el universo de los “Depredarores”. 1) Arrancar la película de manera contundente, con un Adrien Brody en caída libre, dormido, dirigiéndose hacia una selva en la que se desarrollará la aventura (un inicio de tanta fuerza y contundencia que recuerda mucho a lo que Richard Donner intentó en la segunda parte de “Letal Weapon”) y 2) Crear una de las mejores secuencias de una pelea entre ‘espadachines’, con un malo de los yakuza enfrentándose a un más malo depredador: Sólo la luz de una aparente luna es la que ilumina un campo oscuro, que no permite ver mucho, pero da el tono y un contexto necesario para comprender la magnitud del sacrificio.

Para “Predators”, los seres más violentos y peligrosos de la tierra son llevados a un planeta que utilizan los extraterrestres para sus cacerías. Una premisa básica y a la vez poderosa, que nos permite abrir las posibilidades de la acción. ¿Por qué? Porque todos deben dejar de ser lo que son para entender qué hacen ahí. Eso, a la larga, es el caldo de cultivo para redenciones y condenas que arrojen matices interesantes. Tanto Topher Grace (haciendo algo realmente más interesante que ese rol tan burdo y terrible que tuvo en Spiderman 3), Alice Braga y Laurence Fishburne crean una atmósfera, que si bien se entorpece en ocasiones, nos coloca frente a esta idea de que tres grandes depredadores están divirtiéndose con estos humanos, que también depredan.

imagen tomada de starpulse.com

Basada en una idea que originalmente dio Robert Rodríguez hace más de 15 años (quien hace de productor de “Predators”), la película se presenta como una continuación de aquella dirigida por John McTiernan, en 1987, en la que Arnold Schwarzenegger se enfrentaba a la criatura. Y esa relación es muy importante, porque los guiños esta vez son muchísimos: desde el uso de “Long Tall Sally” de Little Richard en los créditos (canción que sonó en la original), hasta la pelea final entre Brody y la nueva versión del depredador, que recuerda mucho al enfrentamiento selvático y lodoso de la primera película. Antal se acerca a estos elementos y los dota de una actualidad impresionante, que gracias a un guión que utiliza los mismos recursos que uno puede esperar en una película hollywoodense (humor, algo de romance, engaños y grandes explosiones) pero con impacto, creando una película que entretiene y que no desciende a pozos insoportables. Ahora sabemos más cosas de las criaturas, como por ejemplo que aprenden de sus experiencias pasadas y saben cómo librarse de esas dificultades… lo que se convierte en algo fundamental en el desenlace de la película.

Ahora sabemos que existen castas y razas entre ellos… y la que visitó a Arnold la primera vez no era precisamente la más mortífera…

“Predators”, que pluraliza el título como se lo hiciera en “Aliens”, de James Cameron, es un filme de acción como pocos, de esos que no se hacen porque quizás habían olvidado cómo hacerlo. Antal mira hacia atrás y sabe qué usar hoy y ese ejercicio de observación sí que debe agradecerse. Antal muestra todo y se enfoca en los rostros de los personajes, porque ahí está lo valioso, porque los conflictos están a flor de piel y se resuelven en ese mismo espacio; pero más importante, Antal (que es un buen director y tiene a “Vacancy” en su trayectoria para demostrarlo) hace una película de ‘huevos’ y sale vencedor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s