Destrozado

imagen tomada de pacotraver.wordpress.com

Duele la ausencia. El arranque de raíz. No es normal nada de esto; es natural, desde luego, pero no es normal. Tú debías enterrar a tu madre y no al revés. No sé si estoy escribiendo algo con sentido. Hace mucho que no lloro. Hoy no paro de hacerlo. Acabo de leerlo. Acabo de enterarme. Acabo de hacer el intento por comprenderlo. Pienso en ti y en tu mamá. Me duelen ambos. Tú me dueles, ella me duele por ese dolor que hoy no puede ser más que imaginación para mí. Todo esto es muy duro. Hoy tengo el corazón destrozado por ti, pequeño Bruno. Si estuviera ahí, a tu lado, créeme que iría a mirarte por última vez. Las palabras son necias y no sirven para nada. Al menos hoy no sirven. Trata de descansar, pequeño Bruno… trata de descansar…
Anuncios

3 comentarios en “Destrozado

  1. Estimado Eduardo, siento tu dolor y el de los padres del pequeño Bruno. No tiene sentido el mundo, no existe un Dios que le de sentido finalmente a los sufrimientos, ni a las desgracias, ni a las muertes de los niños. Los humanos, precariamente, solo podemos hallar en el arte una briznas de lógica, de comprensión para toda esta atrocidad que es la vida. Creo que por eso eres escritor, creo que por eso soy escritor.
    Un abrazo fuerte,

    Santiago Páez

  2. Estimado Eduardo, siento tu dolor y el de los padres del pequeño Bruno. No tiene sentido el mundo, no existe un Dios que le de sentido finalmente a los sufrimientos, ni a las desgracias, ni a las muertes de los niños. Los humanos, precariamente, solo podemos hallar en el arte una briznas de lógica, de comprensión para toda esta atrocidad que es la vida. Creo que por eso eres escritor, creo que por eso soy escritor.
    Un abrazo fuerte,

    Santiago Páez

  3. Eduardo,
    Hace un año atrás perdí a mi segundo bebé. Eres un hombre de gran corazón muy sensible a ese tema, escribiste un post para mí y estoy agradecida por eso. Fue un antes y un después de mi existencia, no voy a extenderme en eso. Me he impactado porque el bebé de mi mejor amiga se llama igual y nació en circunstancias difíciles justo por el mismo tiempo. Mientras el Bruno que tú conoces murió, el otro Bruno es un sobreviviente. Lo que quiero decirte es que hay más pequeños Brunos por ahí y que la la esperanza siempre es más extensa, que la vida es más grande que nosotros mismo.
    Seguiremos amando.
    S.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s