El verdadero rey

Daniel Johnston, imagen tomada de hlaphotography.com
Jeff Feuerzeig ha hecho un gran documental, tan grande que incluso ganó premio a la mejor dirección de documental en el Sundance Film Festival del 2005. Y lo hizo a través de la historia de un genio, de un maldito genio, capaz de compararse a la perfección con Brian Wilson. Daniel Johnston es bipolar al extremo, de esos maníacos depresivos que es capaz de hacerse daño y hacer daño a otros. Daniel Johnston es un gordito de 48 años en este momento que vive en un pueblo de Texas. Daniel Johnston ha pasado temporadas en hospitales psiquiatricos para tratar de estar mejor. Daniel Johnston es un compositor, música, y artista del carajo; tanto que Tom Waits, Flaming Lips, Clem Snide, Teenage Fanclub, Yo la tengo y otro las cantan. Daniel Johnston me faltaba a la lista.

imagen tomada de blogs.westword.com


“The Devil and Daniel Johnston”
es una película que habla de este ser, nacido en Sacramento, con tanta facilidad para la música, para crear melodías, para generar canciones grabadas prácticamente en su casa, con una pequeña grabadora, con una forma tan pobre de tocar y una voz que raya la miseria, que todo se tiñe de magia. No suelo recomendar esto por esta vía, pero busquen su música por la web y escúchenla. Este individuo capaz de aparecer con su voz flautada, sencilla y amable, es también un ser desesperado, que llegaba al nivel de las alucinaciones de recibir frases de Dios y tentaciones del Diablo (quizás su principal terror, dentro de esa mente trastocada. En el documental podemos ver cómo él rechaza un trato con Elektra Records porque asumía que eran satánicos). Johnston quiso ser famoso, quizás el esfuerzo le costó un poco de su paz mental.

Gustavo Faverón hace una gran reseña de Johnston (la pueden ver aquí) y para no repetirme, prefiero caer en mis impresiones al ver el trabajo de Feuerzieg. Johnston tuvo su gran momento de estruendo gracias a Kurt Cobain, probablemente otro de sus fans, de seguro. Cobain usó y no dejó de usar, hasta que no dejara de existir suciedad una camiseta con un dibujo de Johnston, que sirviera como portada para uno de sus tantos cassettes/álbumes (Hi, how are you. The unfinished album). Eso usó Kurt cuando Nirvana tocó en unos premios Mtv (la noche en que el bajista Novoselic lanzó su bajo al aire y aterrizó en su cabeza), y quizás los siguientes tres meses pasó igual. La gente quiso saber quién era ese tipo cuyo trabajo llevaba Cobain sobre su pecho. Suficiente. Daniel estaba en un psiquiátrico en ese instante, no se enteró de la historia.

imagen tomada de wikipedia.org

imagen tomada de celebritywonder.com

¿Por qué? Porque un acto de locura casi acaba con su vida y la de padre, cuando Daniel iba con él en una avioneta y decidió saltar de su asiento, sin paracaídas. Su padre, que piloteaba, trató de impedirlo y en el arrebato, Daniel sacó las llaves del switch y las lanzó por la ventana. El padre maniobró para que no se estrellasen. Lo hicieron, pero ninguno de los dos salió herido. En el documental esta es la parte más dura, el señor, anciano, llora como un niño al recordarlo.

Entonces así se crean las historias, de un tipo que hizo crack y que tiene la música y el arte para combatir a ese demonio que él tanto menciona y que probablemente está en él. Talvez siempre lo acompañe. Y ahora, cuando he terminado de ver el documental y vengo corriendo a la compu a esuchar su música, me quedo con “Story of an artist” y la escucho más de una vez y se me pone la piel de gallina y hasta quisiera llorar… porque supongo que algo entiende él y quiero hacernos entender de alguna manera.

Listen up and I’ll tell a story
About an artist growing old
Some would try for fame and glory
Others aren’t so bold

Everyone, and friends and family
Saying, “Hey! Get a job!”
“Why do you only do that only?
Why are you so odd?
We don’t really like what you do.
We don’t think anyone ever will.
It’s a problem that you have,
And this problem’s made you ill.”

Listen up and I’ll tell a story
About an artist growing old
Some would try for fame and glory
Others aren’t so bold

The artist walks alone
Someone says behind his back,
“He’s got his gall to call himself that!
He doesn’t even know where he’s at!”
The artist walks among the flowers
Appreciating the sun
He does this all his waking hours
But is it really so wrong?
They sit in front of their TV
Saying, “Hey! This is fun!”
And they laugh at the artist
Saying, “He doesn’t know how to have fun.”
The best things in life are truly free
Singing birds and laughing bees
“You’ve got me wrong”, says he.
“The sun don’t shine in your TV”

Listen up and I’ll tell a story
About an artist growing old
Some would try for fame and glory
Others aren’t so bold

Everyone, and friends and family
Saying, “Hey! Get a job!”
“Why do you only do that only?
Why are you so odd?
We don’t really like what you do.
We don’t think anyone ever will.
It’s a problem that you have,
And this problems made you ill.”

Listen up and I’ll tell a story
About an artist growing old.
Some would try for fame and glory
Others just like to watch the world.

Anuncios

6 comentarios en “El verdadero rey

  1. puta, Varas yo no recuerdo como llegué a la musica de este man, pero recuerdo que fue con la misma historia de un artista, recuerdo esa como epifania quesenti al escucharlo cantar, y ver sus dibujos en los videos de youtube, esa voz es como te digo, se siente muy desprotegida, como que t rasga el alma (a falta de una mejor palabra)en fin que me conmueve,
    con algunas canciones de xiu xiu, siento la misma emoción.

    abrazo Varas, y feliz año

  2. puta, Varas yo no recuerdo como llegué a la musica de este man, pero recuerdo que fue con la misma historia de un artista, recuerdo esa como epifania quesenti al escucharlo cantar, y ver sus dibujos en los videos de youtube, esa voz es como te digo, se siente muy desprotegida, como que t rasga el alma (a falta de una mejor palabra)en fin que me conmueve,
    con algunas canciones de xiu xiu, siento la misma emoción.

    abrazo Varas, y feliz año

  3. En vez de estar buscando a estos manes en Texas, deberíamos buscarlos acá en Ecuador. Quién sabe, a lo mejor nosotros también tenemos nuestro Daniel Johnston criollo perdido por ahí, en algún manicomio, el campo o playa escondida.

  4. En vez de estar buscando a estos manes en Texas, deberíamos buscarlos acá en Ecuador. Quién sabe, a lo mejor nosotros también tenemos nuestro Daniel Johnston criollo perdido por ahí, en algún manicomio, el campo o playa escondida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s