Noche de autismo

Juan Fernando Andrade
imagen tomada de culturab.blogspot.com

Un amigo muy querido me dice ayer, vía chat (esto no es un asunto de textualidad, sino de claridad): “No sé por qué te gusta lo que hace Fuguet”, escribe. Me quedo pensando, no sabría qué responderle porque es un asunto que roza, simplemente, el gusto y la sensación de familiaridad. “Porque ese universo que cuenta es cercano a mí y me gusta que haya historias en ese espacio”, le respondo o no le respondo… ya no lo sé. Quizás le digo algo sobre el personaje de casi todas las obras de Fuguet: el loser, ese que me parece delicado y preciso para referirse en esta época. “Si quieres leer a un loser, lee mejor a Onetti”, me comenta. ¿Le puedo dar la razón? Pienso que si quisiera leer a Onetti, lo leería, pero si quiero conocer al loser en una época y situaciones que son muy similares a las que tengo a mi alrededor, entonces tomo y abro un libro de Fuguet.

Y claro, luego los clásicos: agringado, que piensa que Latinoamerica es un lugar burdo, que no hay que contar lo que pasa en estos lugares, sino en las sociedades que deberían irse, como cantan Los Prisioneros con tanta tolerancia política… que sabemos existe y es pan de cada día en los discursos políticos de la actualidad ecuatoriana. Decir que te gusta la obra de Alberto Fuguet es jugar al proscrito… es raro.

Otra querida amiga chilena me lo pregunta: ¿Te gusta su obra? Le respondo afirmativamente. No me repite nada. Thompson, que sí es el principal ser emocionado con la visita de Fuguet a Quito, ha escrito algunos post sobre eso en su blog, y de los varios comentarios que recibe… ninguno. Jugar al autismo es interesante, sobre todo cuando no se trata de defender una postura, sino de sostener un gusto y ya.

imagen tomada de culturab.blogspot.com

Ayer por la noche, en Librimundi de la Juan León Mera, se presentaron los libros “Road Story” y “Apuntes Autistas”. Thomspon y el cineasta Sebastián Cordero fueron los encargados de dar la bienvenida con el diálogo y llevarlo adelante, siempre en el preciso detalle de la narración. Porque al final de cuentas se trata del arte de la narración, sin importar el formato. Probablementee algo saldrá mejor que otra cosa. Yo, por ejemplo, sigo pensando que su libro “Cortos” es una maravilla que disfruté de principio a fin y que “Se arrienda”, su película tiene un cierre que siempre que lo veo sonrío, me parece fabuloso y muy pocas veces, con un película, he terminado contento… y eso se agradece.

imagen tomada de culturab.blogspot.com

El asunto es que de seguro la charla no debió gustarle a todos. Eso, hablando de Fuguet, es una constante. Se debe ser valiente o terco para mantener actividades como esas. Me contaba, luego de la presentación, que era la primera vez en mucho tiempo que lo hacía. Que la última fue en Chile y que en pleno acto alguien se levantó a preguntar algo que se convirtió en una arenga contra su obra. Que no sabía qué hacer, o qué responder. Que su padre estaba ahí, que quizás la solución era irse de golpes, pero eso hubiera sido resolverlo teniendo 12 años. Lo que alcanzó a hacer fue agradecerle su presencia, que él en su lugar, si detestaba tanto al escritor, no hubiese ido a ese acto. Punto. Practicidad pura, en ese sentido.

Anécdotas, historias, precisiones… lo normal en un lanzamiento. Libros de Fuguet que antes no se encontraban en el país, al menos no con tanta facilidad. Frases que me sonaron familiares. “Me llevo bien con los editores”. Me di cuenta que es lo mismo que tengo con los míos: confianza. Un detalle de la prática periodística que él tuvo y que yo tengo ahora. Le envío mi texto al editor y si me dice que una coma está de más, pues está de más. Aunque hay veces que eso falla y no se puede hacer nada (en el cuento “El rey”, que incluyo en mi libro “Conjeturas para una tarde”, hay dos graves omisiones que se hicieron en el proceso de edición y sin consultarme: 1) Quitarle el símbolo # para designar a los acordes sostenidos -lo que le quita sentido a la narrativa- y 2) Escribir Chabela Vargas como “Chavela”… cuando en el manuscrito que entregué estaba bien puesto el nombre)… igual, eso no destuye la confianza.

La conversación que tuvo con el gran Mike Patton sobre cuándo saber que una canción (en este caso, obra) está terminada: “Cuando te dé vergüenza mostrarla”. La gran enseñanza de la noche…

imagen tomada de culturab.blogspot.com

Luego las firmas de libros, el vino, las conversaciones, los amigos que encuentras en esos sitios, como Gabriela Alemán, Bolívar Lucio, Carlos Andrés Vera… la compra de un libro (en este caso “Apuntes autistas”, que hace tiempo quería leer)… para terminar con la llegada a mi casa y ver los Premios Mtv, sólo para encontrarme con los antiguos Vj’s y reírme un rato con ellos, especialmente con Arturo y Gonzalo: la joda perpetua entre ellos. Algo que quizás yo disfruté, riéndome encerrado en mí.

imagen tomada de personal-amywong.com

2 comentarios en “Noche de autismo

  1. A veces si que los envidio a los que viven en Quito, Fuguet, Ismael Serrano, Jaguares…a veces tengo que hacer malabares para que las visitas de trabajo me coincidan con algún evento…en fin…me consolaré esta noche con la obra del grupo de Roldós, bueno no es conformarme eso está mal dicho..voy con emoción.

    No sabía que Fuguet seguía siendo tan controversial, osea bueno con lo de Mc Ondo era obvio pero más bien ahora yo pensaba que era alguien con su buen grupo de fans y respetado, no tengo acá muchos con quien hablar de él, pero tengo par de amigos fanáticos. Me ha sorprendido esto que escribes.

    Y es simpático el tipo al menos?? jaja…

    p.d. el frío si que no lo envidiaré nunca.

  2. A veces si que los envidio a los que viven en Quito, Fuguet, Ismael Serrano, Jaguares…a veces tengo que hacer malabares para que las visitas de trabajo me coincidan con algún evento…en fin…me consolaré esta noche con la obra del grupo de Roldós, bueno no es conformarme eso está mal dicho..voy con emoción.

    No sabía que Fuguet seguía siendo tan controversial, osea bueno con lo de Mc Ondo era obvio pero más bien ahora yo pensaba que era alguien con su buen grupo de fans y respetado, no tengo acá muchos con quien hablar de él, pero tengo par de amigos fanáticos. Me ha sorprendido esto que escribes.

    Y es simpático el tipo al menos?? jaja…

    p.d. el frío si que no lo envidiaré nunca.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s