Polvo de estrellas / Violación

Uncategorized
imagen tomada de piedepagina.com

Miguel Antonio Chávez ha hecho un cuento de denuncia social. De revelación de lo que somos, en el siglo XXI. Seres que están envueltos en Youtube, que pueden deslizarse en conversaciones sobre pornografía con cualquier persona. Entes migrantes, desprotegidos y criticados, un mundo en una sola idea. Sí, denuncia social. Pero desde la burla, porque es obvio que Miguel entiende que la literatura es vehículo de algo, un algo que no deja de ser literario. Y ahí está la denuncia, no es nada más que eso: el rechazo al indígena. Pero este rechazo no está definido como una actitud que se castiga o se minimiza. Y eso es lo mejor. Finaliza la historia quien la lee, la denuncia uno la enarbola, de la manera que quiere. “Fuete” Quishpe, insigne actor porno ecuatoriano debe enfrentarse a lo que su raza no puede hacer. Sin embargo es un individuo que lo hace. Y el lector se detiene a esa historia de alguien que cuenta lo que alguien le contó, que dice que vivió a través de un tercero. ¿No es esa la naturaleza de toda narración? ¿Jugar a las palabras de otros y esconder, revelar y construir?

“Polvo de estrellas” es un gran relato. No en vano Miguel quedó de finalista en el Concurso Juan Rulfo de hace dos años(¿o era uno?), de la RTF, con este mismo cuento pero con otro nombre. Tiene algo que muy poca literatura del país ha tenido: sentido del humor. Además de poseer cierta intelectualidad, pero de aquello que a muchos no les interesará. Hay cierta sabiduría porno que atrapa (Rocco Siffredi y Joe D’Amato como referentes), que obliga a atender que el logro en esta época es parte fundamental de la vida como se la conoce. Cuento como hijo de su tiempo. El relato es una revelación de un universo que puede ser local, pero la misma razón que obliga a la denuncia social es la que mueve al ataque.

Y si insisto con lo de la denuncia es porque el cuento lo hace. Sin embargo, lo consigue desde el sarcasmo. Lo hace, al mismo tiempo que lo destruye. Lo que importa es la historia que se cuenta, combinando todo, jugando a una totalidad. Con un final que permite la carcajada por el objetivo mismo de toda iniciativa social: hacer lo que es, pero según lo que yo crea.

Miguel con este cuento se evidencia de manera concreta como un gran narrador. Atrás las frases que he escuchado sobre su narrativa, sobre su primer libro de cuentos, “Círculo vicioso de participantes” (frases que alguna vez debí decir), porque es un libro que a la primera no permite una comprensión de su propuesta, más que nada porque no es una literatura tan de acá (Miguel se ha nutrido, ha dialogado con otras tradiciones). “Polvo de estrellas” es una extensión de esos relatos iniciales, es llevarlos más adelante y utilizar aquello que se le criticó en su momento: la falta de desarrollo. Me parece fabuloso que Miguel no diera su brazo a claudicar y esta vez cuente algo más allá de lo anecdótico. No hay transa, hay desarrollo y ¡salud! por eso.

imagen tomada de piedepagina.com

Pilar Quintana, por su parte, escribe un relato corto, contundente y molestoso. “Violación” es la crónica de un acto cruel y desagradable, pero escrito con la frialdad de un narrador que observa, con la distancia suficiente para generar el choque. El hombre grande junto a la adolescente. La nada ha pasado y lo que acaba de suceder. Todo lo que se narra en el cuento es pequeño, no hay que darle más vueltas. Pequeño y descarnado.

¿Por qué un cuento así? Porque las historias se cuentan por alguna razón que quizás se le escape al narrador, o porque tiene la libertad de decidirlas. Dos posturas disímiles; sin embargo, son las opciones del cuadro completo. El acto en la cama como la revelación de que todo está pasando. Las discretas consecuencias y lo que no se cuenta, pero se intuye. Esa es la maravilla del cuento. El iceberg de la infamia, algo ha pasado y las precisiones vienen a darse fuera del relato, de las páginas.

Dos grandes cuentos para leerlos “on line”.

6 comentarios en “Polvo de estrellas / Violación

  1. Muchas gracias por el analisis, Eduardo, te lo reitero tambien por esta via. Acabo de conocer otra resenha critica de mi cuento a cargo de Juan Secaira http://juansecaira1.blogspot.com/

    Heavy lo que me comentaste, Eduardo, eso de que encontraste “Tarzan X” en Machala. Dedicale cuando puedas un post a-la Naief G. jeje

    Un gran saludo a todos.

    Miguel Antonio

  2. Muchas gracias por el analisis, Eduardo, te lo reitero tambien por esta via. Acabo de conocer otra resenha critica de mi cuento a cargo de Juan Secaira http://juansecaira1.blogspot.com/

    Heavy lo que me comentaste, Eduardo, eso de que encontraste “Tarzan X” en Machala. Dedicale cuando puedas un post a-la Naief G. jeje

    Un gran saludo a todos.

    Miguel Antonio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s